Afirmaciones positivas

Afirmaciones positivas

                                   

AFIRMACIONES

El poder de nuestra mente es enorme, y nosotros somos lo que pensamos; nuestras creencias, nuestros miedos, nuestras ideas, se materializan en nuestra realidad.
Estamos acostumbrados a ver el lado negativo de las cosas, de esta manera, dejamos pasar muchas oportunidades.
Las afirmaciones tienen como finalidad la reprogramación mental, es decir, que poco a poco lo que estás afirmando llegue a ser parte de tu forma de pensar y de actuar.
De ésta manera vas añadiendo facultades o virtudes a tu forma de pensar y tu forma de ser, por consiguiente, todas las cosas positivas que piensas se materializan.
Como practicar las afirmaciones
Elige las afirmaciones que tú prefieras, cópialas en un papel y pégalas donde las veas todos los días.
También puedes elegir una afirmación y decirla a cada momento durante unos días, después tomas otras y lo haces de la misma manera. Verás que poco a poco vas cambiando tu forma de pensar y de ver las cosas.
Verás los cambios que se empiezan a producir en tu vida.
Las afirmaciones se trabajan en primera persona y en presente, porque así es como trabaja tu mente subconsciente.
Repítelas con convicción e imaginando que ya son realidad.
A continuación te doy algunas afirmaciones que te servirán según el área que quieras trabajar.

Autoestima
• Soy auténtico porque me gusta mi forma de ser y los demás disfrutan de mi compañía y me admiran.
• Soy parte de todo y tan importante como las estrellas, los árboles y todo lo hermoso del mundo.
• Yo decido cómo sentirme en cualquier momento y cómo reaccionar ante cualquier situación.
• Yo merezco tener, hacer y disfrutar todo lo que me gusta y estoy trabajando por ello.
• Dentro de mí se encuentra la fuerza para lograr hacer mi vida plena.
• Soy libre, nadie puede obligarme a pensar, sentir o hacer nada.
• Acepto los elogios con un simple "gracias" sin explicaciones.
• Mi cuerpo es una perfecta máquina para mis cosas.  Lo cuido para que esté en perfectas condiciones.
• Soy importante, mi vida, mis gustos, mis metas, mis sueños son importantes.
• Soy hermoso, talentoso, grandioso y fabuloso.
• Yo soy el único responsable de mi destino. Trabajo duro para que sea como quiero que sea.

El amor
• Merezco todo el amor del mundo, darlo y recibirlo. Para eso estoy aquí.
• Cuando amo a alguien, me gusta respetar su independencia, su libertad y su particular forma de ser y actuar.
• Los animales son nuestros compañeros en este mundo, los quiero a todos porque tienen una razón de ser en esta vida. Los que viven cerca de mí me ofrecen su lealtad, su cariño y compañía.
• Yo mismo soy una fuente inagotable de amor.
       Hoy decido darlo a manos llenas.
• El amor es comprensión, compasión, comunicación y un constante compartir.
• Estoy agradeciendo a mis padres el haberme concebido, porque tengo la oportunidad única de diseñar mi vida con mi propia voluntad, ahora es sólo mía la responsabilidad.
• Dios me ama.
• El amor es un regalo que se me da todos los días. Es sólo cuestión de que yo lo quiera recibir.
• Mientras más me amo a mí mismo, mejor están las cosas en mi vida.

El perdón
• Cuando perdono me quito un gran peso de encima.
      ¿Que caso tiene andar por la vida cargando resentimientos?
• Perdono a todos los que me hayan querido lastimar. Después de todo, nunca tuvieron el poder suficiente para cambiar mis pensamientos de armonía y felicidad.
• Mis padres me aman. Ellos sólo pudieron hacer lo mejor con los conocimientos con los que contaban.
• Hoy dejo ir el rencor porque frena mi desarrollo y no me deja nada bueno, en lo absoluto.
• Hoy elijo: comprender, entender y perdonar.
• Nadie puede herirme, ofenderme, ni desilusionarme, sólo yo mismo.
• Sólo estoy buscando ser más feliz, con los conocimientos y en las circunstancias que me rodean.
• Mis errores pasados, me enseñaron mucho, hoy perdono mis faltas sabiendo que fue la mejor decisión que pude tomar.
• Mis hijos no me pertenecen, elijo entender su forma de pensar y actuar.
• Elijo amar en lugar de odiar, elijo entender en lugar de juzgar, dejar ir en lugar de guardar rencor.
• Si me aferro al rencor, estoy echando a perder mi presente con algo que sucedió en el pasado.

La felicidad
• Mi meta más importante: ¡Ser Feliz!
• Sólo puedo ser feliz aquí y ahora, el futuro es incierto, el pasado se fue y no volverá.
• La paciencia me da grandes oportunidades de logros y de éxito, me permite entender a mis semejantes y manejar las situaciones callando y escuchando.
• Para ser feliz necesito: paz, amor y relaciones hermosas. ¿Qué parte de mi tiempo utilizo en mejorar esas tres cosas?
• La felicidad es una actitud, una forma de ser y de pensar. En realidad, nada tiene que ver con factores externos.
• Me estoy apegando a la naturaleza cada día más, en ella encuentro muchas respuestas, simples, libres, suaves, fuertes, reales, mágicas y bellísimas.

La prosperidad
• La prosperidad del Universo me llega sin esfuerzo porque soy parte de él y me lo merezco.
• ¡Soy rico! Quiero manifestar materialmente toda esa riqueza de pensamiento que poseo. Me estoy concentrando para hacerlos producir y se manifiesten en efectivo.
• En este momento mi vida es próspera, completa, plena y perfecta.
• Disfruto inmensamente de lo que hago y además... ¡Me pagan!.
• Todo lo que quiero está llegando a mí, de una forma fácil y sin gran esfuerzo.
• Merezco que todas mis necesidades y deseos sean satisfechos.
• Abro ahora la puerta para las cosas buenas y la prosperidad que la vida quiere que disfrute.
• Todo lo que hago es un éxito. Mis planes progresan, mis proyectos se realizan, mis logros se acumulan.
• Soy un imán para la divina prosperidad.
• Tengo más bendiciones de las que jamás soñé.
• Las riquezas de todo tipo me persiguen.
• Encuentro oportunidades de oro por todas partes.
• Estoy abierto y receptivo a nuevas avenidas de ingresos.
• Ahora recibo mis bienes de fuentes esperadas e inesperadas.
• Soy un ser humano sin restricciones que acepta todo de una fuente ilimitada y de una manera ilimitada.
 
Mis metas
• Sólo hay un tipo de personas que nunca se equivocan: ¡Las que nunca hacen nada!
• Escribo mis metas, así se graban en mi mente y siempre estoy atento a las oportunidades.
• Yo puedo lograr cualquier cosa que me proponga. Tengo la capacidad y el conocimiento.
• Estoy atrayendo hacia mí el éxito y mi realización personal y profesional.
• Las ideas para mejorar en lo que hago están llegando a manos llenas.
• Servir y compartir, ese es un buen propósito para este día que empieza.
• Mis sueños son el mapa de lo que quiero hacer. Sigo soñando y trabajando en mis cosas.
 
Paz interior
• Compasión por mí mismo significa entender que el mapa de mi vida me ha llevado a donde estoy. Eso está bien.
• Antes de hacer cambios en el exterior, quiero poner en orden mi mundo interior: Mi mente.
• Hoy voy a tener más problemas reales y menos imaginarios.
• La programación negativa del pasado no me afecta. Yo me siento cómo quiero sentirme aquí y ahora.
• Con calma y amor puedo cambiar cualquier cosa que no me agrade de mí mismo.
 
Problemas
• Dentro de mí encuentro la solución a mis problemas y la respuesta a todo lo que me preocupa.
• Tomo consejo de las personas que me quieren porque sé que buscan lo mejor para mí.
• Cada experiencia dolorosa me hace más fuerte, más sabio y me da experiencia.
• Si tomo mis problemas uno por uno como van llegando, encuentro la solución rápidamente.
 
Salud
• Los malestares son expresiones de mi cuerpo, escucho atentamente lo que me quiere comunicar.
• Merezco estar sano y sentirme lleno de energía. Eso es lo que la vida quiere darme.
• Mi vida está libre de vicios y adicciones.
• También cuido de que en mi mente entren cosas sanas que la nutran.
• Lo más sano es dejar salir mis emociones y no permitir que se acumulen en mi cuerpo.
• Mis alimentos se vuelven una parte de mí. Sólo como lo que es bueno para mi cuerpo.
• La culpa, el rencor y la preocupación afectan mi bienestar. Hoy las dejo ir, no las necesito.
• Elijo estar sano, elijo estar fuerte, elijo estar bien.
• Cuidando mi cuerpo expreso el amor que siento por mi vida y agradezco la oportunidad de estar aquí
 
Sobre dejar ir
• Todas las edades son bellas. Las quiero vivir y disfrutar intensamente en cada una de sus etapas y estoy pasando por cada una de ellas sin aferrarme. Las dejo ir, guardo gratos recuerdos y maduro.
• El dolor es parte de la vida, no es un castigo. Si me permito sentirlo sin miedo, más pronto terminará.
• Dejo ir el sufrimiento y me preparo para las bendiciones que están disponibles para mí.
• Hoy dejo ir mis conflictos, mis complejos y las cosas que ya no me sirven.
• Nada ni nadie me pertenece, sólo se me ha dado una oportunidad de disfrutar su compañía.
• Cada problema trae consigo una oportunidad y una enseñanza. Estoy pendiente de encontrarlas.
 
Sobre merecer
Merezco todo lo mejor, no sólo un poco... ¡Todo lo mejor!
• Merezco sentirme bien conmigo mismo, me acepto tal y como soy.
• Tengo derecho a descansar y divertirme porque trabajo duro para salir adelante cada día.
• Es mi derecho disfrutar de la vida y de todo lo bueno que me ofrece. Me lo merezco.
• Hoy quiero abrir mi mente a los conocimientos y a las nuevas formas de pensar.
• Mi cuerpo merece que lo trate bien, que lo alimente y que lo cuide como se debe.
• La vida quiere que yo esté tranquilo y feliz, hoy dejo ir la tensión y el estrés.
• La prosperidad del universo viene a mí sin esfuerzo porque soy parte de él y me lo merezco.
• Soy parte de Dios por eso todos me tratan con respeto, admiración y amor. Es lo correcto.
 
Ser positivo
• Decido reaccionar de forma positiva a las situaciones que me presenta la vida.
• Las cosas que no me gustan y que puedo cambiar, las cambio. Las que no puedo cambiar, las acepto.
• Es tan fácil ser positivo como negativo, pero lo segundo no me deja nada bueno.
• Yo soy lo que pienso, así que elijo pensar en abundancia, prosperidad, cordialidad, amistad, armonía y felicidad.

       

"YO SOY" Origen de todo lo creado. De Mí salen y a Mí han de volver, reconociéndome en cada Ser, por que en ellos Me encontrarán y allí deberán amarse, para Amarme y elevarme en un abrazo amoroso que testimonio la Hermandad Real, en reconocimiento de Mi Paternidad. Aceptación del Vinculo Divino que une a cada partícula de vida con la otra y que reclama su integración Consciente al Gran Océano de Luz que "YO SOY.”

"YO SOY" El Creador Supremo y cada átomo evaginado de Mi encuentra su propia línea de liberación a través del recorrido que hace al salir de Mi corazón para regresar otra vez a Mi Seno, en el acompasado ritmo de la vida que, en correspondencia exacta con él le toca retomar para alcanzar la vía Exacta que lo Une a Mi Ser. Así se entrecruzan las líneas que salen, llevando un nuevo átomo hacia la vida, y las que regresan trayendo uno conquistado en el Esfuerzo Consciente del Logro Supremo en la Fuente de Amor que "YO SOY.”

Anticipadamente a cada pulsación de Vida se proyecta la Idea Divina que habrá de albergar esa Nueva Oleada de Vida. Eso hace que cada secuencia tenga una cobertura apropiada que le permita experienciar el Logro que su Ser tiene previsto.

Cada vez que hay un cierre de ciclo se presentan los eventos que de manera sincronizada permiten que cada Nivel de Conciencia alcance su estadio correspondiente y pueda sostenerse en la Manifestación de la Idea Divina que le cubre. De esta manera son ayudados muchos seres, pues de no ser así quedarían atrapados dentro de los mecanismos que acompañan al proceso biológico de su experienciación en la carne. Las circunstancias que se presentan permiten acelerar en Conciencia a todos los que de una forma u otra han permanecido con el deseo de alcanzar nuevos niveles de Conciencia.

La capacitación individual permite que se preparen a los elementos más aptos del oleaje humano correspondiente y por Ley de Causalidad se da el advenimiento interno a todos aquellos que se sincronizan con él en la realización interna de su propósito. Esto permite sostener una cobertura especial sobre los que le acompañan y que son asistidos y beneficiados por la cobertura del Amor.

 

 

LA LEY DE LA ALQUIMIA DIVINA
 
Según Saint Germain, la alquimia divina se da cuando todo lo externo surge de lo interno, se entrega el libre albedrío y es la Divina Presencia la que se encarga de moldear el entorno, el mundo y los asuntos. Surge la urgencia interior de subir el escalón final hacia algo más confortable. Desde ese momento la voluntad es divina porque la Presencia se ha fundido con la personalidad.
La Divina Presencia no tiene género; es ambos géneros en balance. Sentimientos y pensamientos estables. Sabe lo que te hace falta, lo que quieres y deseas y te lo trae tan pronto como dejas de buscarlo. Entonces todo a lo que te allegues será apropiado. El vacío se llena con su poder creativo y te conviertes en un humano divinizado en acción.  Este es un patrón energético que pulsa por manifestarse pero tienes que tener acceso a su configuración y a sus energías muy elevadas.
La conciencia colectiva es un recipiente de la voluntad humana, pero no es la que deja ir al libre albedrío. Pero conforme cada humano deja ir su libre albedrío y eleva su conciencia al siguiente nivel, así ocurre también con la conciencia colectiva que va ejerciendo los designios de la voluntad humana que en estos momentos son el despertar espiritual y la ascensión.
El libre albedrío no se va de la noche a la mañana, pero hay señales que dejan saber que ese momento ha llegado. Por ejemplo la Convergencia Armónica de 1987. Había señales de que sería posible realizar el proceso de ascensión colectiva y fue posible traer los recursos que están ayudándolos. Nadie se queda. Todos a su debido tiempo cruzarán hacia la nueva energía y de ahí hacia la nueva Tierra.
La fecha límite como la llaman ustedes es el 2012. Para esa fecha todos los componentes que hagan viable una constante transición humana hacia la nueva energía planetaria, en el mayor de los órdenes y en la mayor armonía, ya estará en su lugar.
No se cumplió ninguna de las profecías catastróficas de fin de milenio
Cuando las fuerzas invisibles no son ajenas, el libre albedrío se transmuta en voluntad divina, y no es doloroso porque en el momento que se produce la necesidad de entregarlo, todo tu ser lo está pidiendo. Has ido soltando amarras y has ido quemando las naves, por darte una metáfora alquímica, y de pronto ahí estás, listo para entender que toda acción que provenga del libre albedrío ya no te lleva a ninguna parte, porque el libre albedrío es el ego, la personalidad sin la Divina Presencia. Comprendes entonces que hay algo más eficiente y exacto para lograr todo lo que quieres en tu vida.
Una vez que el libre albedrío es entregado se establece una nueva conciencia de la unión con la Divina Presencia y esta conciencia permanece por siempre a partir de ahí.
Como todo en el universo, ese proceso es un círculo de una gran espiral. Ese círculo se cierra sobre el ser humano en algún momento y para que cierre tiene que haber despertar. Sólo así el ser humano podrá ir hasta su próximo nivel en la espiral de su próxima ascensión.
Los niveles dependen de lo que ya ha sido la evolución del alma, a lo largo de las incontables encarnaciones
 Yo sabía que un día los esfuerzos de tantos serían coronados junto a los míos, y que veríamos y protagonizarí amos el nacimiento de una nueva era y de una nueva raza Yo Soy sobre la Tierra.
Saint Germain
 
Extraído del libro La Alquimia del Humano Divino.

Yo soy la luz electrónica que vive y respira en mi cuerpo mental

 

Llama Violeta Meditación. El Fuego Puede Elevarte

El Fuego espiritual no es sólo simbólico. Es una realidad que puede experimentar en su propia vida. Una forma de hacerlo es con la disposición de la luz violeta a través de la oración hablada . Al enfocar la luz en un problema específico, que actúa como una llama. Usted puede comparar este proceso cuando la luz solar pasa a través de una lupa sobre una hoja de papel estallando en llamas.

Te invitamos a experimentar con la llama violeta para ti mismo, dando la meditación y los ejercicios de la Llama Violeta. Están diseñados para ayudarle a dirigir la poderosa energía del fuego de Dios y "quemar" todo lo que se interpone en el camino de su progreso espiritual y la sanación de la tierra.

                                                       


"Es necesario intensificar el empleo de la Llama Violeta. Es necesario pensar que todos los disgustos, las inundaciones, los temblores de tierra, los naufragios, las guerras, las revoluciones, en fin, todas las desgracias provienen de la discordia difundida por los humanos. Ellos son absolutamen­te responsables por su propia vida así como también, solidariamente por la vida de los otros. Todo es dependiente, y ninguno puede subir en la Luz sin trabajar para los otros. Es preciso comprender que si subís sólo y los otros quedan estacionados, se producirá una fi­sura, una fractura, y vosotros cae­réis en la grieta. Es necesario ha­cer subir a toda la humanidad y hacer que la Tierra suba, porque en este caso la grieta, la fractura, será física y producirá una catás­trofe."En el uso de la meditación y los ejercicios, puede dibujar la Llama Violeta a través de su cuerpo, mente y alma, y ​​comienza a sentirse más y más ligero. Puede visualizar la energía negativa que se presente en los espacios entre los electrones de su cuerpo y la energía de alta vibración de la llama violeta la consume.

Cuando los electrones son liberados de sustancia negativa, comienzan a girar más rápido. Su vibración es cada vez más alta, por lo que la hace suya.

A medida que su vibración se acelera, puede llegar a ser más sensibles a la vibración del amor divino y la voz de Dios que habla en su corazón. Usted puede comenzar a sentir un renovado sentido de la libertad cuando la llama violeta restaura la vitalidad y la alegría, con lo que se pone en armonía con su ser superior. Y te liberas, será más libre para ayudar a sus seres queridos, su comunidad 

"No despreciéis a nadie, mis hijos, porque vosotros sois todos uno. Enviad Llama Violeta en can­tidad, todos los días de vuestra vida, sobre las otras razas que algunos desprecian. Enviad Lla­ma Violeta en los establecimientos públicos, en las situaciones, en los gobiernos. Cargad con ella los fun­cionarios, los conductores de tre­nes y de ómnibus, los automovilistas y los dirigentes de radio, etc."

"No critiquéis nada ni a nadie, porque vosotros sois responsables y solidarios en todo lo que ocurre sobre la Tierra. Pensad que, si al­guien procede mal, sois también responsables por eso, y debéis co­rregir el comportamiento de ese ser. Debéis enviarle cantidades de oleadas de Llama Violeta.

Si vuestro gobierno no os agra­da, la culpa es vuestra. Si los pro­gramas de radio no os agradan, la culpa es vuestra. Si vuestra vida no os agrada, la culpa es vuestra.

Sois los culpables de toda dis­cordia, mis hijos. Igualmente los animales salvajes son producto de vuestra discordia. Y sólo existe un remedio para eso: el uso de la Llama Violeta.

Es necesario pedirla al Gran Director Divino, que es el respon­sable para la Tierra, es preciso dirigir ondas y ondas de Llama Violeta sobre la Tierra, sobre los otros planetas y sobre todo en el Astral, que es el reservorio de todo el mal sobre la Tierra.

Yo a vosotros consagro por mi Luz, cumplid vuestro deber, mis hijos."

"Para limitar el ciclo de vuestras vidas, que son el producto de vuestro Karma, es necesario con­sumir ese Karma con la Llama Violeta. Cuando, hace 2000 años, el bien amado Jesús vino a la tierra para mostrar a vosotros la Ascen­sión, él no podía explicaros la im­portancia de la Llama Violeta por­que no estaba en el propósito divi­no. Él la conocía; si la hubiese revelado, la humanidad se la ha­bría rechazado para siempre. Ahora, que nosotros hemos traba­jado tanto sobre el intelecto huma­no, es porque él posee la aptitud de comprender la fuerza atómica, que yo puedo revelaros la presen­cia de la Llama Violeta y vosotros la comprendéis."

"Comprenderéis que todo es vi­bración: el fuego, la luz, el aire y el agua y la materia densa, sí, la materia que se presenta opaca y resistente. Solamente que sus vi­braciones son más lentas que las del fuego, del agua o del aire. Mas si hiciéramos muchos decretos de Llama Violeta, todas las vibracio­nes del universo se tornarían más cortas y más rápidas subiendo en la luz.

El crimen, la envidia, los celos, la falsedad, la discordia, el odio y todo lo que se llama defecto tiene vibraciones lentas y pesadas. Y para salir de ellos, mis hijos, ¿qué es necesario hacer?. Es preciso aumentar la tasa de vuestras vi­braciones. Es preciso todas las mañanas y todas las tardes pedir a vuestra Presencia inundaros de Llama Violeta. Que ella os dé su poder, su pureza, su potencia, su amor, su caridad. Y vuestras vibra­ciones se tornaron más rápidas y más fuertes. Subiréis, así, en la luz y dejaréis vuestros disgustos. Ellos no serán abolidos, más saldréis de ellos simplemente como el loto que florece sobre el agua del lodo.

 Oh! mis hijos de la Luz, haced, entonces, un cuarto de hora de decretos todas las mañanas y to­das las noches, cuidadosamente, calmadamente, serenamente, y veréis el camino que habéis reco­rrido en algunos meses, yo os ase­guro que vale la pena ese trabajo, porque él os conducirá dentro de algún tiempo, a la liberación del 8° Rayo. Es el Rayo Blanco de la liberación. El apunta en el horizon­te de vuestra vida. El está ahí, tienes la posibilidad de alcanzar­lo."

"Que Dios os bendiga, mis que­ridos hijos de la Luz.

                                  

 

Ahora las vibraciones de los hu­manos en general son lentas y cuanto más lentas, más sus ideas se aproximan del reino animal. He aquí porque nosotros os pedimos no comer carne animal, porque ésta tiene vibraciones más bajas que las radiaciones humanas. Te­nemos necesidad urgente de seres que hayan salido del reino huma­no. Nosotros, os preparamos, mis hijos, nosotros preparamos Vahali y la columna que desciende sobre vosotros. Preparamos vuestros cuerpos y pusimos en movimiento vuestros chacras. Y lo que es aún más importante: vosotros acep­tasteis obedecer y servir."

"Nosotros llegamos a ser Maes­tros contemplando a Dios y su perfección. Entonces, haced co­mo nosotros, diferenciaos de lo que es animal; después, de lo que es humano. La diferencia reside en la posibilidad que tienen los hom­bres de percibir a Dios en Si. Con­templad la Luz y escuchadnos, mis hijos. Tenéis el libre albedrío y nosotros no queremos inmiscuir­nos en vuestras actividades, mas os rogamos no abusar de ese libre albedrío. Tened la sabiduría de se­guir la voz divina que habla en vosotros.

                                                  

Yo Soy I Am Jesús

 "Yo me anuncio en vuestros corazones. Yo estoy en vosotros, yo estoy en vuestras almas.

Yo soy I Am, la resurrección y la vida.

Yo soy I Am, la resurrección y la vida de la paz sobre la Tierra.

Yo soy I Am, la resurrección y la vida del amor divino sobre la Tie­rra.

Yo soy I Am, la resurrección y la vida de la alegría entre los huma­nos.

 Yo soy I Am, la resurrección y la vida de la felicidad sobre la Tierra.

Yo soy I Am, la resurrección y la vida de la pureza divina sobre la Tierra.

 Yo soy I Am, la resurrección y la vida del poder divino sobre la Tie­rra.

 Yo soy I Am, la resurrección y la vida del bien, de lo bello, de lo bueno sobre la Tierra.

Que todos oigan mi voz. Cla­mad, clamad, mi regreso, mis hi­jos.

Clamad, clamad mi paz, mi amor, mi poder, mis hijos.

Yo Soy I Am, Jesús sobre la Tierra.

Yo Soy I Am, el Cristo en vues­tros corazones."

Llama Violeta Consumidora

El empleo consciente de la Lla­ma Violeta es el único medio por el cual todo ser humano se puede liberar de su propia discordia hu­mana y de su imperfección.

Exceptuando la explicación de los Maestros Ascendidos sobre lo que es la "Todopoderosa Presen­cia Yo Soy", la mayor ayuda posi­ble y la mayor bendición sobre la tierra es la instrucción dada por ellos concerniente al empleo de la Llama Violeta.

Por su empleo, ellos disolvieron toda creación discordante de sus vidas pasadas, se tornaron los per­fectos seres ascendidos que son actualmente. Todo ser humano debe hacer lo mismo algún día, a fin de ser libre de su propia crea­ción humana, pasada y presente.

Todos los Hijos del Medio del Mundo deberían comprender que es su presencia que proyecta en ellos la Llama Violeta, porque es la Llama del puro Amor Divino; no obstante, el esfuerzo que se debe hacer es pedirlo a su Presencia, para que ella produzca esa acción. En seguida debe visualizar la Lla­ma. Esto significa que debe man­tener en sí la visión de esta Llama pasando por sus pensamientos, por su cuerpo y por su aura, de los pies a la cabeza, a través y entorno de él purificándolo de toda imper­fección.

Así, él puede disolver y purificar toda la substancia y la energía discordantes que generó en todas sus vidas precedentes. Esto per­mite la Pura Energía, la Luz y la Perfección de su Todopoderosa Presencia, derramaren él su pleni­tud sin encontrar interferencia.

Los humanos no tienen la me­nor idea de lo que ellos mismos crearon por sus pensamientos, sus sentimientos y sus palabras, igual­mente en su vida presente, sin contar las centenas o tal vez, mi­llares de encarnaciones que vivie­ron anteriormente. Mientras tanto, toda la energía que ellos emplea­ron les había sido dada pura y perfecta, para crear y esparcir per­fección sobre la Tierra.

Por sus pensamientos, por sus sentimientos y por sus palabras, la humanidad creó formas hechas de substancia, vitalizadas por sus sentimientos y proyectadas en la atmósfera alrededor de ella. La mayoría de esas formas son horro­rosas por demás, como para ser expresadas en palabras. No hay ser humano que no los haya hecho en una cierta medida en todas sus vidas pasadas y en la vida presen­te. Todos sintieron la discordia y la propagaron en pensamientos, sentimientos y palabras, más allá de lo que concuerdan en admitir.

Entretanto, la Ley es la Ley. Todo ser humano emplea energía tanto en el estado de vigilia como dormido. Todos los humanos cre­an vibraciones y formas, pensa­miento a todo momento.

La Ley actúa, ya en el individuo sea ignorante o consciente de ella, y ninguno jamás le escapa.

Es gracias al Gran Amor Divino y la Compasión de los Maestros Ascendidos que la Gran Misericor­dia de la "Todopoderosa Presen­cia" actúa.

La instrucción sobre el empleo de la Llama Violeta Consumidora es el servicio más misericordioso que cualquiera pueda prestar a la humanidad.

Por el empleo consciente de esta Llama de Amor Divino, es capaz de consumir sus creaciones pasadas y purificar sus pensa­mientos, su cuerpo y su mundo.

De ese modo, no tendrá que enfrentar sus creaciones maléfi­cas si quiere emplear la Llama Violeta Consumidora con intensa determinación. Puede así alcanzar la octava donde viven los Maestros Ascendidos para atraer a sí cada vez más perfección hasta que se manifieste su maestría, esto es, la Ascensión.

Es la Gracia, de que habla Je­sús, es el único medio, en el cielo y en la Tierra por el cual todo ser humano puede alcanzar el estado de Maestro Ascendido y tornarse así libre de todas las limitaciones y de toda discordia de la Tierra.

La Gran Ley Eterna, es que todo individuo debe purificar sus pro­pias creaciones por su propia apli­cación y el empleo de la Llama Violeta Consumidora. Habiendo creado sus imperfecciones y limi­taciones, debe purificarlas hasta que su ser y su mundo manifiesten la perfección. Entonces será libre.

El resultado obtenido en sus pensamientos, en su ser y en su mundo por aquél que emplee la Llama Violeta Consumidora, es la purificación de la substancia y de la energía de todos sus cuerpos, mental, sentimental y físico. La Llama Violeta frena los torbellinos de acción vibratoria en el cuerpo de los sentimientos, disuelve las impurezas en la carne y consume las formas pensamiento falso en el cuerpo mental. Así, el ser humano establece el hábito de pensar, sen­tir y hablar constructivamente. La Llama Violeta multiplica las vibra­ciones de los pensamientos y del cuerpo físico. Entonces, las co­rrientes de Luz y de Energía que provienen de la Presencia pueden fluir en perfecto equilibrio trayen­do el bienestar a los sentimientos, lo que es absolutamente indispen­sable si se quiere que la salud sea manifestada y mantenida en el cuerpo.

La Llama Violeta es una activi­dad de Puro Amor Divino que ele­va, que transforma, que purifica y que vivifica. Ella proviene del Co­razón de Dios —El Gran Sol Cen­tral— que es la "Todopoderosa Presencia" del Infinito.

Así como el calor hace fundir la cera, que cae en gotas pesadas y aumentando, acaba por consu­mirla, La Llama Violeta hace fun­dir toda sustancia impura en los cuerpos físico, sentimental y men­tal del individuo que la visualiza atravesando su cuerpo y su aura, a una distancia de un metro más o menos en todas direcciones.

Durante su empleo, la Llama Violeta aumenta la acción vibrato­ria de la sustancia de los tres cuer­pos a una vibración tal, donde ni la discordia ni la imperfección pueden existir, porque estas condicio­nes no se pueden manifestar sino en las vibraciones de condiciones más bajas.

Por el empleo de la Llama Vio­leta Consumidora, que es la activi­dad purificadora, armonizadora e iluminadora del Fuego Sagrado, que es el Amor Divino de la "Todopoderosa Presencia Yo Soy", el hombre tiene el poder de los Maestros Ascendidos de colocar todas las cosas en Orden Divino, en su ser y en su mundo, armonio­sa y definitivamente.

Solamente esto requiere una atención firme y alerta y una deter­minación inflexible de adquirir es­ta misma gran libertad que Jesús reveló a la humanidad, y que él expresa y vive hoy día con los otros Maestros Ascendidos.

Los Hijos del Medio del Mundo deben comprender que la Llama Violeta es actualmente energía y sustancia del Amor Divino del Gran Sol Central, del cual la "Todopo­derosa Presencia Yo Soy" de cada uno forma un foco centrado en una Llama que ella dirige al cuerpo y aura de la personalidad, a fin de recolocar toda cosa en Orden Di­vino, para que la perfección de la Presencia se pueda expresar por sus pensamientos y por su cuerpo físico en las cercanías del indivi­duo.

Es completamente imposible al Amor de Dios, la Energía y la Justicia del Gran Sol Central tener otro efecto sobre los pensamien­tos, el cuerpo o los negocios de quien quiera que sea, sino calma, paz, armonía, abundancia, ilumi­nación y perfección.

Es enteramente imposible para ellos crear otra cosa diferente de aquello que ellos son.

Igualmente el Hijo de la Luz debería constatar la evidencia de que ninguna otra cosa puede re­sultar del empleo de la Llama Vio­leta sino alegría, victoria, libertad y perfección.

Cualquier otra interpretación o sugestión concerniente a ella o a su empleo, no es más que la igno­rancia y miedo humanos.

Verdad

Es infantil y disparatado tener cualquier otra concepción de la Llama Violeta que no sea la gloria y la belleza de su perfección. Todo ser que dice lo contrario respecto a ella, muestra que no tiene ninguna comprensión de lo que quieren decir los Maestros Ascendidos.

Ellos explicaron lo que es la Llama Violeta y pidieron a los hu­manos emplearla, a fin de que todos puedan tener la misma liber­tad maravillosa, las mismas ben­diciones y la misma perfección que manifiestan continuamente los Maestros Ascendidos.

Todo Hijo de la Luz debería pensar bien claramente para com­prender que la personalidad no puede crear una Llama, y como la personalidad es la única creadora de defectos destructivos, toda su­gestión de miedo y de discordia relativa a la Llama Violeta no es más que un producto del intelecto humano. Es evidente.

La Llama Violeta no puede ser concentrada, proyectada y puesta en actividad sino por la "Todo­poderosa Presencia Yo Soy". Sólo la Presencia es dueña de la Llama. Es la Llama de Amor Divino —la Energía, la Substancia y la Inteli­gencia de la Única Fuente Eterna de todo— el Gran Sol Central.

¡Mis queridos Hijos de la Luz! Eliminad de vuestra conciencia todo miedo de emplearla. Si hay seres que tienen miedo de emple­ar la Llama del Amor Divino del Corazón de Dios, ¿qué esperanza les resta a quién pueda ayudarlos?

Ni Jesús, ni Saint Germain, ni persona alguna puede ayudar a un individuo, si él tiene miedo de sus dones de Victoria, de Libertad y de Perfección.

Recordad vosotros que el mie­do y la duda son los ladrones de la felicidad humana. Emplead la Llama Violeta, mis queridos Hijos de la Luz, y eliminad una vez por todas de vuestra conciencia hu­mana, todo lo que intenta aún limi­taros y dominaros por el miedo y la duda.

La liberación de toda limitación • humana es vuestra, si osáis hacer como los Maestros Ascendidos explicaron.

La liberación de todos los viejos conceptos humanos es vuestra, por el empleo de la Llama Violeta Consumidora.

La liberación de la acumulación kármica de los siglos y las creen­cias vetustas de las edades es vuestra, si quisiérais solamente aplicar las enseñanzas de los Maestros Ascendidos y utilizar la Llama Violeta para eliminar todo lo que os perturba o limita.

Desafiad toda sugestión negati­va de ignorancia que afrontáis. Expulsadla para siempre de la conciencia humana a fin de que podáis probar, por vuestra propia experiencia, que la Luz de nuestra Presencia es la única autoridad suprema que controla todo en vuestros seres y en vuestros mun­dos.

No debéis conceder una parce­la de poder a cualquier sugestión humana que no represente Perfec­ción. Usad ser la Plenitud de vues­tra Presencia en acción dinámica, produciendo la perfección en vuestro ser y en vuestro mundo. Cerrad la puerta a todos aquellos que niegan la verdad y la posibili­dad de su realización en todas vuestras experiencias físicas.    

                       

La perfección es posible a todo ser humano sobre la Tierra, y si el individuo es bastante para mante­ner su atención sobre su "Todo­poderosa Presencia Yo Soy", la perfección se manifestará en to­das las circunstancias de su vida.

Jesús pensaba en la Llama Vio­leta cuando decía: "Moisés trajo la ley, mas yo traigo la gracia". La palabra Gracia, quiere decir: colo­car todo en Orden Divino por el amor Divino, y esto puede ser re­alizado por el empleo de la Llama Violeta, el único medio en el cielo y en la Tierra que nos fue dado, porque es el medio por el cual la Gran Ley Divina mantiene el orden de una manera permanente.

Es la Ciencia y el Conocimiento del Fuego Sagrado que existe so­bre la Tierra desde el comienzo. Es la actividad purificadora que la Presencia suministra, por la cual la actividad exterior de la personali­dad puede ser llevada a expresar el sentimiento Divino de la vida.

Emplead, emplead, emplead la Llama Violeta en torno de vuestros pensamientos, de vuestro cuerpo, de vuestra casa, de vuestro escri­torio y de vuestro mundo, en todos vuestros negocios, y las bendicio­nes que recibiréis van a sobrepa­sar todos vuestros sueños.

Oh! si al menos los médicos (que ellos sean bendecidos) y las enfermeras (que ellas sean bende­cidas), que se ocupan de las con­diciones discordantes de los seres humanos infelices, solamente su­friesen y quisiesen experimentar la Llama Violeta y por ella ser portadores de una maravillosa protección para sí mismos, y ayuda ilimitada para sus pacientes.

Podrían, entonces, moverse en estas condiciones, ayudar sin limi­tes, y todavía ser protegidos de las reacciones que pueden asi provo­car.

Oh! si al menos los profesores (que ellos sean benditos) pudie­sen comprender qué realizaciones alcanzarían los niños, sobre los cuales tienen responsabilidad, mediante el empleo de la Llama Violeta. Ellos podrían enseñar in­definidamente, sin por eso sentir fatiga; armonizar una clase llena de niños con un poder irresistible, y todos tendrían la alegría y el privilegio de trabajar juntos para el bien común.

Oh! si al menos los hombres de negocio pudiesen comprender que por el empleo de la Llama Violeta la deshonestidad, la intriga, el cri­men y toda suerte de discordia pueden ser abolidos de todas las actividades humanas y substitui­das por la realización maravillosa real y verdadera de los Maestros Ascendidos.

Mis hijos benditos, visualizad la Llama Violeta en vuestros pensa­mientos, en vuestros cuerpos, en vuestra casa, en vuestros nego­cios, en vuestro país y en el mundo entero, muchas, muchas veces por día, hasta que vosotros os tornéis tan conscientes de su existencia en vosotros y entorno de vosotros, como sois de vuestras manos y vuestros pies.

Llamad a vuestra "Todopode­rosa Presencia Yo Soy" en acción, que ella derrame la Llama Violeta sobre vosotros y en todo lo que hacéis. Que ella sostenga y man­tenga su acción con tal influencia de perfección, que nada pueda resistirá su presión. Sentíos siem­pre envueltos en un gran pilar de Llama Violeta, la Llama subiendo desde los pies a la cabeza a través de vuestro cuerpo, hasta encima de la cabeza y más alto aún, hasta vuestra "Todopoderosa Presencia Yo Soy".

Haced esto con una gran inten­sidad, al menos un cuarto de hora tres veces por día. En algunas se­manas sentiréis tal libertad y bie­nestar en vuestro cuerpo, una tal claridad en vuestros pensamien­tos y victoria en vuestros nego­cios, que desearéis continuar em­pleándola cada vez más.

Si quisieras realizar una acción intensificada de compasión Divina y de paz, ved el centro de vuestro gran pilar de Llama Violeta con un delicado tono rosado.

Asimilad profundamente en vuestros sentimientos que vuestro poder de visualización es el poder visual de la Presencia, que es em­pleado para crear la imagen, y pedid a vuestra Presencia mante­nerla para siempre. Es la Presen­cia que proyecta la Llama y la Presencia responde instantánea­mente a todo decreto.

Es todo lo que necesita cada Hijo de la Luz para sentir la pleni­tud de su Presencia y para verla cara a cara. Decid muchas veces y sentid profundamente.

"Yo Soy siempre un gigantesco Pilar de Llama Violeta Consumido­ra de Puro Amor Divino, que tras­ciende a todas las concepciones humanas, y derrama constante­mente todo el triunfo y toda la Perfección del Maestro Ascendido porque procede del interior de su corazón".

Eriel:

Deseo, esta tarde, atraer nue­vamente vuestra atención sobre una cosa que es muy importante. Oh! vuestra atención ya fue atraí­da tantas veces sobre este asunto, no obstante no podemos cesar de hacerlo hasta que hayáis visto la importancia, la necesidad absolu­ta de utilizar la Llama Violeta Con­sumidora sin tener miedo de em­plearla, lo más pronto posible aceptándola con reconocimiento.

Ahora, seamos más explícitos. Con relación a todo lo que fue vuestra acumulación del pasado, llamad a vuestro Cuerpo Mental Superior para que él arroje todo en la Llama Violeta Consumidora y devuelva todo hasta el último ves­tigio. ¡No tengáis miedo! No hay nada que temer, pero antes es preciso hacer ese decreto. Es pre­ciso tomar la acción, a fin de que vuestra discordia sea disuelta por el Poder de la Llama Violeta en el mismo instante y que por ella seáis liberados para siempre.

Oh! como querría que realiza­seis esto y que comprendieseis que está en vuestra capacidad, que está dentro de vuestras posi­bilidades tener los últimos vesti­gios de vuestra acumulación di­sueltos y consumidos en algunas horas o en algunos días, gracias a las maravillosas condiciones que ahora a vosotros son dados. Asi vuestro karma (o acumulación) no podrá más tener el menor efec­to sobre vosotros.

Arcángel Miguel:

Establecí un poder prodigioso; es el poder disolvente del Amor Divino, que actúa por la Llama Violeta Consumidora. Si los her­manos pudiesen comprender su poder, ellos se liberarían rápida­mente de toda cosa que los tiene ligados. Siempre percibisteis que el Amor Divino es una actividad poderosa.

Actualmente, las propiedades y el poder de la Llama Violeta Consumidora, que Saint Germain os reveló, consisten en el único medio por el cual la humanidad se puede liberar, y antes ser liberada de las acumulaciones de las eda­des. Es por ese medio que puede ser disuelta la discordia que en­vuelve la humanidad desde hace mucho tiempo. No podéis ser li­bres sin la Llama Violeta, mis muy queridos, y Saint Germain es el único que pudo revelarla. Com­prenderéis, ahora, quien es Saint Germain para vosotros, para las personas de la Tierra y que sin él estaríais perdidos, porque él es el portador de la Llama Violeta Con­sumidora que Jesús, yo y tam­bién otros, cargamos con el Poder Disolvente del Amor Divino, pa­ra traer a la humanidad la ayuda de la cual ella tiene necesidad, ayuda esa que debe aparecer ahora. ¿Comprendéis su impor­tancia?

Meta:

¡Mis queridos Amigos de la Luz! Si sois suficientemente sensatos, emplearéis la Llama Violeta para disolver y consumir toda creación discordante que fue derramada sobre vosotros a través de los si­glos. Es la maravillosa misericor­dia dada hoy a la humanidad por la Presencia. Sean cuales fueran los errores cometidos, podréis disol­verlos y consumirlos mediante el empleo constante de la Llama Vio­leta.

Mis queridos, es esto lo que intentamos inculcar en vosotros. No es necesario mucho tiempo para hacerlo. Si quisiérais em­prenderlo seriamente, sentiréis los resultados en vosotros, una ligere­za en vuestras formas humanas y una libertad tal, que os probaria la utilidad del uso de la Llama Viole­ta.

Es ésa, mis queridos, la primera actividad fundamental cuando empleáis la llama Violeta, es la Presencia que la coloca en acción y que la mantiene en actividad; igualmente cuando vuestra aten­ción se dirige hacia otros lugares. La Llama Violeta Consumidora actúa. No precisáis igualmente emplear vuestro tiempo muchas veces por día para enviarla, una vez que aceptáis su actividad.

Apelad a vuestra Presencia con el fin de que ella la mantenga, hasta que toda acumulación de discordia que creasteis sea disuel­ta y consumida. De esta manera, mis queridos amigos, podéis libe­raros muy rápidamente! Yo os suplico, mis hijos preciosos, llamad a la "Todopoderosa Presencia Yo Soy" en acción para que ella lo haga con su gran poder y su rapi­dez, a fin de que podáis ser libera­dos. Mis queridos: podréis realizar todo lo que vuestros corazones deseen para adquirir la libertad, aceptando vuestra Presencia. No os apartéis, ninguno de vosotros, de esta actividad.

Recordad vosotros, mis queri­dos, que debéis montar guardia en torno de vuestro mundo. Por el empleo de la Llama Violeta Con­sumidora y del Tubo de Luz, que ya aprendisteis al decretar en tor­no vuestro, os tornaréis invenci­bles a toda discordia del mundo exterior. Por lo tanto, como la Lla­ma Violeta consume todo lo que fue creado en vuestro mundo, vosotros sois libres! Cuando pedís a vuestra Presencia entrar en ac­ción, su poder es capaz de emple­ar, tal vez 20, 30 o hasta 40 veces más energía que antes, para disol­ver la acumulación humana de discordia en que fuisteis envuel­tos. En el plano físico, no sabéis lo que os rodea, y es mejor asi! Feliz- mente, no lo sabéis, mas estad seguros de que, si pidierais a vues­tra Presencia consumir esta acu­mulación, ella lo hará completa­mente. Entonces, no precisaréis verla nunca!

Victoria:

Recordad vosotros, mis hijos, de que todo lo que acontece de malo a un individuo que conoce el empleo de la Llama Violeta, viene a él tan sólo porque no la empleó suficientemente para consumir la discordia de las vidas preceden­tes, a medida que ella remonta en su vida presente. Es la única ra­zón.

Ahora, que la humanidad com­prende cada vez más la necesidad del uso de la Llama Violeta, mis Hijos de la Luz, debéis manteneros en guardia y protegeros.

Saint Germain:

Yo os digo, mis queridos Hijos: si creéis un solo instante que no tenéis necesidad de emplear la Llama Violeta, despertaréis un día para reverenciar la infelicidad y el disgusto en nuestra vida. Si no creéis cuando, en nuestra bondad, os decimos que hagáis lo que sabemos que es necesario, cometéis un error. No existe hoy en día, un ser humano encarnado que no tenga necesidad de la Llama Vio­leta más que de cualquier otra cosa en el mundo, aparte del co­nocimiento de su "Todopoderosa Presencia Yo Soy", porque todos debéis disolver esta acumulación de centenares y centenares de si­glos.