Beneficios de la meditación

 

Visita estos canales de video que son míos:

 

https://www.youtube.com/channel/UCmwYEBiSztzHc5gpBdAEC9A

 

https://www.youtube.com/channel/UCJSJDqnvQU-a_0nqDu5WA9A

 

Gracias por estar ahí y ser una Luz en el mundo.

 

Participa en este circulo: http://circulohombreyconsciencia.blogspot.com.es/

 

 VISITA LA WEB :  www.sicoenergetica.com    y  Tienda de minerales

 

Los Beneficios de la Meditación

¿Qué es la meditación?

Es el arte o la técnica de acallar la mente para que se silencie la interminable charla que por regla general, llena nuestra conciencia. En la calma de la mente silenciosa ,la persona que medita , se convierte: primero en un observador, después alcanza cierto grado de desapego y al final percibe cierto grado de conciencia superior. Las tensiones de l mundo actual, se inmiscuyen continuamente en nuestra vida diaria , incluso los momentos de relax y placer son cada vez mas breves según las presiones del mundo exterior aumentan y nos sentimos mas agobiados. Ante esta avalancha de extres , el cuerpo físico vive en un proceso acelerado de alerta ,( el principio de lucha o huida) y desencadena una sucesión de reacciones fisiológicas. El miedo que es una dolencia muy común hoy en día también activa alarmas internas que nos obligan a protegernos. De este modo cada vez resulta mas difícil el conectar con nuestro yo interno y recordar nuestra verdadera naturaleza espiritual,

  • Por suerte la practica de la meditación nos ayuda a clarificar la mente, nos libera de tensiones, pensamientos persistentes y los episodios y llamadas del mundo exterior que perturban nuestra mente consciente.

La la palabra española meditación viene del latín meditatio, que originalmente indica un tipo de ejercicio intelectual. De este modo, en el ámbito religioso occidental se ha distinguido entre meditación o contemplación, reservando a la segunda un significado religioso o espiritual. Esta distinción se vuelve tenue en la cultura oriental, de forma que al comienzo de la influencia del pensamiento oriental en Europa, la palabra adquirirá un nuevo uso popular.

Este nuevo uso se refiere a la meditación propia del yoga, originada en India. En el siglo XIX, los teósofos adoptaron la palabra meditación para referirse a las diversas prácticas de recogimiento interior o contemplación propias del hinduísmo, budismo y otras religiones orientales. No obstante, hay que notar que este tipo de práctica no es ajena a la historia de occidente, como muestran descubrimientos de vasijas Celtas con figuras en postura yóguica.

La meditación es la pieza clave de una verdadera vida de plenitud espiritual. Sin ella, el estudiante meramente realiza una formación cultural que raramente tiene poder para transformarle en un nuevo individuo. Un nuevo individuo que, intensificando las virtudes y disminuyendo los defectos, pueda expresar los altos ideales de conducta que son las expresiones de lo espiritual.

Muchas personas creen que meditan pero, en realidad, no lo hacen ( En el video explico que roncar y meditar ¡son conceptos distintos!) Otros quieren meditar pero, no saben en qué consiste y cómo llevarlo a cabo.

La meditación es una necesidad que nace en el individuo y que tendrá que satisfacerse. Esto es necesario reconocerlo. Uno no puede, o no debería, auto obligarse a meditar. Se medita por necesidad y por placer. Para sentir la necesidad de meditar se requiere una cierta madurez de carácter, fruto de muchas vivencias durante mucho tiempo. Mientras el individuo mantenga sólo intereses puramente físicos o emocionales, nunca sentirá la necesidad de meditar. Veamos lo que el Maestro El Tibetano en su obra Cartas de Meditación Ocultista, explica:

“Aunque el cuerpo mental esté activo, no se siente la necesidad de meditar hasta que el hombre haya sufrido muchos cambios y pasado muchas vidas; apurado la copa del placer y del dolor en el transcurso de innumerables encarnaciones; sondeado las profundidades de la vida, vivida totalmente para el yo inferior, hallando que todo eso no satisface. Entonces comienza a dirigir su pensamiento a otras cosas: aspirar a lo desconocido, comprender y sentir dentro de sí los pares de opuestos y percibir en su consciencia posibilidades e ideales nunca soñados. /…/ El hombre comienza a dirigirse internamente y a buscar la fuente de su origen. Entonces empieza a meditar, a reflexionar e intensificar la vibración, hasta que, en el transcurso del tiempo, recoge los frutos de la meditación”.

Tipos de Meditación

Las diferentes técnicas de meditación pueden ser clasificadas de acuerdo a su enfoque. Algunos enfocan al campo de la percepción y la experiencia, también llamada de conciencia plena. Otras enfocan a un objeto determinado, y son llamadas de concentración. Hay también técnicas que intercambian el campo y el objeto de la meditación.

Categorizar las variedades de meditación es difícil. No obstante, dentro de las tradiciones religiosas esto resulta siempre más sencillo. Si bien hay que notar que la meditación no tiene porqué tener en absoluto ningún trasfondo religioso, sino que es simplemente una herramienta.

  • MEDITACIÓN BUDISTA
  • MEDITACIÓN ZAZEN
  • MEDITACIÓN TRANSCENDENTAL
  • MEDITACIÓN VIPASSANA
  • MEDITACIÓN KABBALAH
  • MEDITACIÓN MANTRA
  • MEDITACIÓN SUFI
  • MEDITACIÓN DZOGHEN
  • MEDITACIÓN CHAKRA
  • Meditación Budista O Meditación Completa De La Mente

Exiten muchas técnicas de meditación budista ,pueden dividirse en dos grupos principales dentro de su propósito progresivo. Estas son las técnicas que se agrupan con el término Samatha, una palabra sánscrita que equivale a ‘paz’ o ‘tranquilidad’, y las técnicas que se agrupan con el término Vipassana o técnicas para alcanzar ‘visión clara’, ‘percatación’ o ‘discernimiento’.

La Meditación Samatha

La meditación Samatha calma la mente y orienta el sentido de la conciencia, fomenta las emociones positivas y expande nuestra perspectiva. Esta forma de meditación es una preparación esencial para las técnicas Vipassana o de visión clara, que son más avanzadas; sin esta base Samatha es muy poco probable que surja la visión clara, que es el objetivo de la meditación Vipassana.

Nuestro estado mental normal se encuentra dividido y a veces muy poco concentrado, afectado por emociones negativas y limitado por sus puntos de vista; por lo tanto en este estado no es posible percibir las cosas como realmente son. El objetivo de la meditación Samatha podría verse como el concentrar la luz y recargar las pilas, de tal manera que podamos ver claramente. O, si usamos una analogía budista más tradicional: nuestro estado mental normal podría compararse con agua turbulenta y llena de lodo, tan contaminada por la suciedad que no deja pasar la luz. La meditación Samatha calma la turbulencia de la mente y permite que se asiente el lodo, de tal forma que el agua alcance transparencia, brillantez y claridad.

Métodos tradicionales de meditación Samatha

La mayoría de las técnicas de meditación Samatha utilizan un objeto de concentración, que puede ser el proceso de la respiración, un disco de color, la llama de una vela, incluso un mantra o una emoción positiva tal como el amor Universal. De todos éstos diferentes objetos probablemente el que más se usa es la respiración. Esta práctica, generalmente conocida como “el seguimiento de la respiración”, es descrita por el Buda con detalle en los escritos tempranos. Estas técnicas de meditación nos proporcionan una forma directa de trabajar en nuestra persona y de cultivar dos cualidades de central importancia para el desarrollo meditacional: la concentración y la sensitividad.

  •  El seguimiento de la respiración

Este permite desarrollar un nivel de concentración que raramente se experimenta en nuestra vida normal; para muchos después de hacer esta meditación es una revelación sentirse tan conscientes. Consiste en transformar la respiración en un acto consciente, voluntario.

  • Niveles de profundidad en la meditación Samatha

No cabe duda que todo esto es sublime y es algo que puede estar al alcance de cualquier meditador regular. Sin embargo la meditación no siempre es así. En algunas ocasiones el meditador pasará por periodos en que meditar significa batallar con una mente llena de deseo insatisfecho, ira o conflicto. En estas ocasiones la meditación representa una tarea ardua. Sin embargo, aún cuando se experimentan dificultades, la meditación es un trabajo realmente útil debido a que nos permite tener un control gradual de estados mentales torpes, tanto en las sesiones de meditación como en el resto del día.

A pesar de que la meditación Samatha es una preparación para la práctica Vipassana, debe estar claro que no es algo simplemente preliminar. No es algo que tengamos que llevar a cabo a prisa para poder así empezar con el trabajo auténtico. Aunque no existiera la meditación Vipassana, todavía sería muy útil la meditación Samatha, ya que aún cuando puede ser ardua lleva a elevar los estados mentales dando al que medita calma y positividad. La meditación Samatha, en el mejor de los casos, es profundamente placentera y puede tener efectos muy grandes, dándole a nuestra experiencia de vida una perspectiva más amplia, clara y brillante.

Otro disturbio común de la mente son las “connotaciones mentales”. En algunas situaciones la mente siempre busca en el banco de memoria situaciones donde tuvimos la misma experiencia o sentimientos similares. Esto ocurre tan rápido que en lugar de ver o sentir ese momento en particular como único, la mente salta inmediatamente a como fue para ti en situaciones pasadas. Por lo tanto no esta viendo realmente que es porque estas conectándote con experiencias que te ocurrieron en el pasado.

  • La meditación Zazen
  • Zazen, la meditación zen, es una práctica espiritual muy antigua que fue actualizada y utilizada por el Buda Sakiamuni como vía de acceso a un estado existencial caracterizado por una profunda serenidad y una lucidez aguda, gracias a las cuales pudo realizar la verdadera naturaleza de la existencia y liberarse así de las falsas representaciones creadas por la mente ilusoria.
  • Veamos en qué consiste una sesión de zazen. La agitación mental viene dada por la dispersión (desenfoque) de la atención. Lo primero que tenemos que hacer al comenzar una sesión de zazen es, pues, calmar la agitación mediante la concentración (enfoque) de la atención. Para ello, en primer lugar, enfocamos la atención sobre la postura corporal. Creamos una base corporal sólida doblando las piernas en loto o en medio loto, de forma que las dos rodillas en contacto con el suelo y las nalgas en contacto con el zafu (cojín para zazen) formen una base estable sobre la que pueda erguirse el tronco. Estiramos bien la columna vertebral. Relajamos los hombros. La cabeza permanece justo sobre los hombros, sin inclinarse hacia delante, detrás, izquierda o derecha. Dejamos caer los brazos a lo largo del cuerpo y disponemos la mano izquierda sobre la mano derecha, ambas pegadas al bajo vientre.
  • Una vez que nos hemos cerciorado de que la postura corporal es correcta y equilibrada, enfocamos la atención sobre la respiración. Enfocar la respiración sobre la respiración no quiere decir “controlar” la respiración. La respiración no necesita ser controlada. Sucede por ella misma. La inspiración sucede a la espiración y ésta a la inspiración siguiendo un ciclo natural en el que la voluntad de manipular sobra. Simplemente permanece atento a la respiración como si tu atención fuera un corcho que flota sobre las olas de la inspiración y de la espiración. Eso sí, no dejes que tu atención sea atraída por nada que no sea la respiración. No luches contra las distracciones. Simplemente enfócate con determinación sobre la respiración. De esta forma, naturalmente, automáticamente, inconscientemente, tu actividad mental se calmará.
  • Nadando en las aguas cristalinas
  • Cuando la superficie del agua de la mente está agitada es imposible observar el fondo. Todo se vuelve confuso. Sin embargo, cuando la superficie se ha calmado entonces puedes observar claramente el fondo y sus contenidos.
  • Una vez que sientas que tu mente se ha aquietado gracias a la concentración sobre la respiración, puedes abrir el campo de la atención gracias a la observación. Los principiantes deben ser muy cautelosos a la hora de pasar a la observación y deben asegurarse de que el nivel de concentración, o quietud, no sufre mengua.
  • Puedes enfocar tu atención sobre las sensaciones: corporales, visuales, auditivas, gustativas, olfativas y tomar conciencia (observar) de cada una de ellas. Aquí debes tener mucho cuidado. ¿Por qué? Por lo general, la mente tenderá automáticamente a catalogar las sensaciones como agradables, desagradables y neutras. Las sensaciones agradables generarán automáticamente una actitud emocional de apego, las desagradables de rechazo y las neutra de indiferencias. Cuando una ola se levanta, otras muchas la siguen inmediatamente y de esta forma puedes encontrarte de pronto en un mar agitado, zarandeado por las olas del apego y del rechazo.
  • La observación sólo puede tener lugar desde la ecuanimidad de la concentración. Si sientes que estás perdiendo la ecuanimidad, debes abandonar inmediatamente la observación y volver a enfocar tu atención sólo en la respiración, de forma que la concentración y la quietud que la acompañan sean reforzadas.
  • La concentración (ecuanimidad) es el submarino mono-plaza que proporciona la protección necesaria para explorar (observar) la riquísima fauna y flora de nuestra conciencia, sin peligros.
  • Para realizar bien una meditación Zazen Las instrucciones directas de un maestro zen son imprescindibles. La meditación zen es mucho más que una técnica de meditación y ni siquiera un grueso manual puede suplir la enseñanza directa de un maestro zen, de persona a persona, de corazón a corazón. El secreto de zazen no está tanto en la técnica como en la actitud (ética) con la que se practica.
  • Actitud necesaria para realizar meditación Zazen
  • Actitud corporal.La posición corporal debe combinar dos aspectos: estabilidad y vigilia. La postura de zazen en loto o en semiloto es la que obtiene el mejor resultado de la relación estabilidad-vigilia. En cualquier caso, es fundamental que la postura te permita permanecer inmóvil y atento el mayor tiempo posible. A esto se le llama estabilidad.
  • Actitud emocional. No te apeges ni rechaces emocionalmente ningún contenido de los que aparecen en tu campo de conciencia. Acepta cada sensación, emoción o pensamiento tal y como es, sin elegir ni rechazar. Si aparece en ti el apego o el rechazo, toma conciencia de que el apego o el rechazo ha surgido en ti y déjalos estar sin darles importancia. A esto se le llama ecuanimidad.
  • Actitud mental. No tomes partido ni por ni contra nada, sea lo que sea. No juzgues tus propios sentimientos, sensaciones o pensamientos. No digas: “Esto está bien, esto está mal”. Si aparecen juicios y valoraciones en tu mente, toma conciencia de los juicios y valoraciones que han surgido y déjalos estar sin darles importancia. A esto se le llama objetividad.
  • Actitud espiritual. No huyas ni persigas nada, sea lo que sea. No quieras alcanzar nada ni liberarte de nada, sea lo que sea. Simplemente quédate ahí, observando, aceptando que cada cosa es lo que es en este momento. A esto se le llama apertura interior.
  • La meditación trascendental consiguió su fama en los 60 y 70 debido a que los Beatles empezaron a meditar con la guía de Maharishi Mahesh Yogi.
  • Hoy en día la organización ha ido creciendo ellos tienen 1200 centros en 108 ciudades.
  • La meditacion trascendental data originalmente de hace 3500 años en la india, y fue introducida en el siglo XX por  Maharishi Mahesh Yogi, un físico que estudió con los grandes maestros que desarrollaron la tradición védica la cual está basada en el conocimiento de la conciencia y la evolución a estados superiores.
  • Esta técnica se basa como es común en las demás técnicas , en postura, respiración y la repetición de un mantra que puede ser om o aum . Es recomendado hacerla dos veces al día por la mañana y por la tarde, con 20 minutos cada sesión.
  • No es una organización religiosa, aunque ellos afirman que la repetición del mantra te trae más cerca de los dioses. Y se dice que sobre 5 millones de personas practican esta técnica hoy en día.

MEDITACIÓN VIPASSANA o MEDITACIÓN PENETRANTE

La meditación Vipassana Vipassana significa ver las cosas tal como son. Es una de las técnicas de meditación más antiguas de la India. Se enseñaba en la India hace más de 2500 años como una cura universal para problemas universales, es decir, como un arte, el Arte de Vivir. Se llama meditación Vipassana a esta experiencia directa de nuestra realidad, a esta técnica de auto – observación. En el idioma que se utilizaba en la India en la época del Buda “passana” significaba ver las cosas en la forma corriente, con los ojos abiertos; pero “vipassana” es observar las cosas tal y como son, no como parecen ser. Hay que penetrar a través de la verdad aparente hasta llegar a la verdad última de la estructura mental y física. Al experimentar esta verdad aprendemos a dejar de reaccionar ciegamente, a dejar de generar contaminaciones, y de forma natural las contaminaciones antiguas van erradicándose poco a poco. Así nos liberamos de la desdicha y experimentamos la felicidad auténtica.

La técnica se basa en la observación. Con la observación de las cosas de la mente la persona puede tomar el control sobre la mente. La cadena de acciones y reacciones proviene de la consciencia y sufrimientos y negatividad van fuera.

Por supuesto esto no ocurre en una noche. Se requiere una practica.

La técnica de Meditación Vipassana se enseña en cursos residenciales de diez días en los cuales los participantes aprenden los fundamentos del método y practican lo suficiente para experimentar sus resultados beneficiosos. No se cobra por los cursos, ni siquiera para cubrir los gastos de comida y de alojamiento. Todos los gastos son sufragados por donaciones de personas que, habiendo completado un curso, han experimentado los beneficios de la Vipassana y desean también darle a otros la oportunidad de beneficiarse de esta técnica.

Los cursos están divididos en diferentes pasos;

  • El primer paso es sobre “la conducta”. El aspirante no debe involucrarse con ninguna de las siguientes actividades; matando, robando, teniendo actividad sexual, hablando falsamente o intoxicándose. La meta es llevar calma a la mente tanto que puede prepararte para la observación.
  • El segundo paso trata de mantener la concentración en la respiración, en la actividad que hay en las fosas nasales. La meta es desarrollar dominio sobre la mente manteniendo el enfoque en el momento presente.
  • El tercer paso consiste en la observación de las sensaciones del cuerpo y la no reacción ante ellas. El reto es entender las sensaciones del cuerpo, desarrollar igualdad y aprender a no reaccionar a ellas.
  • Finalmente el cuarto paso trata de emanar amor y bien por todas partes. La meta es desarrollar pureza y amor.
  • MEDITACIÓN KABBALAH
  • Origen de la meditación hebraica
  • El descubrimiento de la práctica de la meditación hebraica es relativamente reciente. Se pensó hasta hace poco que se trataba de una técnica importada de otras culturas. Fueron los estudios de Gershom Sholen, (1897-1982) y Moshe Idel,  historiadores y teólogos, los que, buceando en los escritos de un erudito cabalista, Abraham Aboulafia, (1240), donde encontraron referencias  de la hitbodèbout, que es como se llama la meditación en hebreo. Aryen Kaplan, (1934-1983), escritor judío, descifra posteriormente las claves de esta práctica en la Biblia, a través de los trabajos de un maestro de la mística judía, Rabí Nahman, (siglo 18). Nahman habla de la transmisión de la técnica secreta de lahitbodèbout, que los Grandes Patriarcas, (XIII a.C.) se encargaban de transmitir a los discípulos. Este rabino explica que la meditación de practicaba tres horas al día para conseguir la ascensión del Alma a los 3 estados fundamentales: Nefech, (sangre) – Rouah, (espíritu),  –Nechamah, (Acto de Respiración).  Esos tres estados son los que permiten al hombre alcanzar la atención del momento presente, objetivo común a todas las meditaciones. Con la comprensión del estado meditativo que nos expresa la cábala, podemos entender realmente la dimensión de esa quietud y beatitud interior.

Hay diferentes meditaciones. Los principiantes pueden empezar con una llamada Shema meditación. Shema significa oír en hebreo. La meditación se hace inhalando y exhalando y produciendo el sonido “sh”. Luego inhalando y exhalando haciendo el sonido “mm” hasta que te sientas profundizar dentro del estado meditativo de la mente.

  • MEDITACIÓN MANTRA

Los mantras son palabras o frases (no rezos) generalmente en sánscrito, que se recitan en voz alta o bien de manera interna, de forma rítmica y repetitiva como objeto de la meditación.

Mantra es sonido, vibración. Todo en el universo vibra y Tú vibras. Los sabios que conocieron el principio del sonido crearon los mantras de interiorización, porque conocían el poder que yace detrás de la palabra.

La palabra mantra proviene del sánscrito man, que significa mente, y tra que tiene el sentido de protección, y también de instrumento. Los mantras son recursos para proteger a nue stra mente contra los ciclos improductivos de pensamiento y acción. Aparte de sus aspectos vibracionales benéficos, los mantras sirven para enfocar y sosegar la mente. Al concentrarse en la repetición del sonido, todos los demás pensamientos se desvanecen poco a poco hasta que la mente queda clara y tranquila.

  • El sonido se produce cuando la vibración alcanza el tímpano, y es llevado a la mente. Esto explica que el sonido es vibración. Vibraciones específicas pueden estimular el sistema endocrino, especialmente la glándula pituitaria “la glándula maestra” y la glándula pineal localizada en la cabeza.
  • Cantar el mantra mantiene la mente ocupada mientras tu respiras en una pauta especifica. Es como cuando cantas una canción, la pauta de tu respiración se vuelve la misma que las pautas de respiración del cantante.
  • Los mantras están hechos de “sonidos básicos”. Los sonidos vibrantes son sonidos específicos que cuando desencadenan producen una frecuencia. Hay 84 puntos meridianos en el paladar y cuando los estimulamos con el “sonido vibrante” producimos una frecuencia específica. Esta frecuencia pasa desde el hipotálamo hasta la glándula pituitaria. Entonces la liberación de hormonas tiene lugar y ocurre un cambio en el humor, en las emociones y comienza la sanacion.
  • Las vibraciones de los sonidos también estimulan el nervio vago (este nervio afecta al cuello, mandíbula, corazón, pulmones, traquea intestinal y los músculos de la espalda), los nadis y los chakras.
  • Meditación con Mantras
  • La meditación con mantras consiste en antiguas vibraciones creadas a partir de los sonidos internos que los grandes yoguis percibieron dentro de sus mentes y cuerpos, basados en las corrientes internas sutiles de los Chakras, los Nadis y la Kundalini.
  • La práctica se hace principalmente de dos maneras: la primera se llama “Japa Mantra”, se utiliza un collar de meditación de 108 cuentas hechas de Sándalo, Tulsi o semillas de Rudraksha, las cuales tienen propiedades curativas y relajantes. “Japa” quiere decir “repetición”, y “Mala” quiere decir “collar”. “Japamala” significa “collar de repetición”. Este collar no debe ser nunca confundido con un “rosario católico, ortodoxo o árabe”, ya que el “rosario” tiene una antigüedad de 1.500 años en cambio el “Japamala” tiene una antigüedad de 6.000 años.
  • La práctica de “Japa mantra” debe hacerse -en lo posible- con una frecuencia diaria: en la mañana temprano al levantarse y en la noche antes de dormir: sentarse en una posición con las piernas cruzadas y la espalda derecha. Si es necesario se puede apoyar la espalda. Si duelen las piernas pueden sentarse en una silla. El collar de meditación se toma con la mano derecha y se pone sobre la rodilla derecha (aunque sea zurdo). La mano izquierda se apoya relajada o con un mudra sobre la rodilla derecha. Los ojos cerrados. Cada una de las 108 cuentas del collar se van pasando hacia adelante con los dedos: pulgar, mayor y anular de la mano derecha. Nunca se deben usar los dedos índice ni meñique ya que estos están conectados con las energías del ego y la inercia. El collar de 108 cuentas tiene un “Penacho” que representa “la cabeza”, por lo tanto, al llegar con los dedos a ese punto, no se debe atravesar ni pasar por encima, sino que, hay que volver hacia atrás, en el caso de que se quiera, dar más de una vuelta.
  • La segunda forma importante de usar los mantras se llama “Ajapa-japa”. Consiste en la repetición constante y espontánea, en todo momento y en cualquier lugar. También, en este caso, el mantra ideal es “So-Jam”. Cuando no estamos trabajando o estudiando, la mente se queda ociosa divagando y pensando en problemas y cosas que nos preocupan y tensionan. En ese momento es, cuando resulta indispensable y útil, practicar con “Ajapa-japa” y así evitar el vagar de la mente, creando un estado de concentración y atención más estable.
  • MEDITACIÓN SUFI
  • El sufismo es un sendero de amor. El sufí es un viajero en el camino del amor, un caminante que viaja de regreso a Dios mediante los misterios del corazón. Para el sufí la relación con Dios es aquella de amante y Amado, y los sufíes también son conocidos como los amantes de Dios. El viaje hacia Dios se lleva a cabo dentro del corazón, y por cientos de años los sufíes han estado viajando profundamente dentro de ellos, hacia la cámara secreta del corazón, donde el amante y el Amado comparten el éxtasis de la unión.
  • Diferentes caminos de Sufi usan diferentes técnicas de meditación. La orden de Naqshbandi usa la energía del amor para ir más allá de la mente. El primer paso en centrarse en el sentimiento del amor, activar el chakra del corazón. Para este propósito tu puedes pensar en Dios o en un amigo o pariente, algo que te sea fácil para empezar con ello. Ellos creen que el sentimiento de amor superara el proceso del pensar aventajando a la persona al estado de mente vacía.
  • Las meditaciones son en silencio. A través de la meditación ellos cultivan el silencio, la escucha, atenciones y vacíos.
  • LA MEDITACIÓN DEL CORAZÓN
  • Las dos prácticas centrales del sendero Naqshbandi son el dhikrsilencioso y la meditación del corazón silente. Repitiendo Su nombre, traemos el recuerdo del corazón a la conciencia y conectamos nuestra vida diaria con el momento eterno del alma. Cualquiera sea la situación externa, el corazón puede escuchar el nombre de Su Amado y todo nuestro ser se alinea con el amor. Pero en nuestra vida diaria seguimos confrontándonos con los velos de la ilusión, con la “maya” de Su hermoso mundo. Sólo cuando cerramos nuestros ojos externos, podemos tornar toda nuestra atención al Amado. Existe una historia sobre Râbi’a sentada en meditación en su cuarto oscurecido durante un hermoso día de primavera. Su sirvienta la llamó para que saliese y viese lo que el Creador había creado. Desde adentro del cuarto Râbi’a contestó: “¿Por qué no vienes adentro y ves al Creador? La contemplación del Creador me absorbe tanto que no me interesa observar Su creación”.
  • En meditación aprendemos a aquietar la mente y los sentidos, de modo que podamos experimentar directamente la realidad interna del corazón.
  • Para [practicar] la meditación del corazón, basta con que el cuerpo esté relajado, la posición física no importa: uno puede sentarse o aun acostarse.
  • El primer estadio en esta meditación es evocar el sentimiento de amor, el cual activa el chacra del corazón. Esto puede hacerse en una variedad de formas, la más simple de ellas es pensar en alguien que amamos. Puede ser Dios, el gran Amado. Pero a menudo al principio Dios es una idea más que una realidad viviente dentro del corazón, y es más fácil pensar en alguien que amamos, un amante, un amigo.
  • Esta meditación se practica tanto individualmente como en las reuniones grupales. En una reunión de grupo, la energía de amor se acrecienta gracias a todos aquellos que participan, los más fuertes interiormente ayudan a los menos experimentados. Unos pocos corazones que anhelan por Dios amplifican muchas veces el poder del amor presente en las reuniones.
  • Individualmente esta meditación debiera inicialmente ser practicada por lo menos por media hora por día. Temprano por la mañana, es el mejor momento porque hay menos formas mentales en el aire y no estamos saturados por las actividades del día. Meditar antes de dormir también es una buena práctica. Pero esta meditación no es una disciplina prescripta rígidamente— no debiera ser forzada. Como en todas las prácticas sufíes, si hay demasiado esfuerzo, no es espiritual. Y algunas veces uno es llamado a meditar inesperadamente. El corazón, que ha sido despertado, nos llama. Entonces si es posible, uno se aleja de las actividades externas y se sienta en silencio por unos minutos o tal vez horas, convocado por el amor a la cámara más profunda del corazón.
  • MEDITACIÓN DZOGHEN
  • El Dzogchen(rdzogs-chen), la gran completitud [1], es un sistema de práctica mahayana que conduce a la iluminación y que implica una visión de la realidad, una forma de meditar, y una forma de comportarse (lta-sgom-spyod gsum). Su primera aparición se da en las tradiciones nyingma y bon (pre-budista).
  • El dzogchen (rdzogs-chen, la gran completud) es un avanzado sistema de práctica mahayana que conduce a la iluminación.

En cuanto enseñanza, Dzogchen o Gran perfección es la enseñanza y el método para descubrir dicho estado primordial y dicha condición natural. Tanto la escuela budista Ñingmapa como la tradición Bön consideran a esta enseñanza y método como su enseñanza central y más importante, y como el sendero supremo y definitivo para obtener el Despertar o Iluminación.

  • La meditación Dzogchen, pronunciada Zog-chen, es conocida como el camino natural en el Budismo Tibetano. Este tipo de meditación es practicada por el Dalai Lama.
  • La meditación Dzogchen no utiliza ninguna respiración especial, mantra o niveles de concentración. Es considerada como el tipo de concentración más natural.
  • Algunas veces se practica con los ojos abiertos. Esta meditación trabaja con el factor que todo lo que tu necesites lo tienes que buscar esta dentro de ti.
  • Las tres bases de la meditación Dzogchen son “solo sentándote”, “solo respirando”, “solo siendo”.
  •  
  • MEDITACIÓN CHAKRA
  • Para comenzar este apartado he de explicar lo que significa dicha palabra. “Chakra” procede del sánscrito y significa rueda; este es el nombre que reciben ciertas localizaciones corporales en las que la energía se mueve y acumula de una manera especial.
  • Por regla general, se suele hablar de los siete chakras, que son los principales y más importantes, situados a lo largo de la columna, desde su base hasta la coronilla. Sin embargo, no son los únicos, ya que poseemos chakras secundarios en las palmas de las manos, en las rodillas, en los pies, etc.

Por medio de la meditación, equilibramos y estimulamos estos chacras

  • Los chakras no solo influyen a nivel físico, también lo hacen a nivel psicológico, sensitivo y espiritual, afectando nuestros pensamientos y nuestra energía. Si conducimos de manera correcta dicha energía hacia cada uno de los chakras, estos se abrirán, se purificarán y despertarán nuestros sentidos para poder percibir la verdadera esencia de la que estamos hechos, la cual nos creó y a la cual regresaremos.
  • Es importante remarcar que. Como hemos visto cada escuela tiene diferentes maneras y técnicas específicas. Para algunas es la forma por la cual la mente logra alcanzar un plano de realidad y entendimiento que va más allá de lo sensorial o aprendido, o se puede ampliar o controlar el espectro de motivaciones de la personalidad. En el Budismo Zen, sin embargo, se dice que la meditación es un estado natural de crecimiento si el ego no lo interrumpe. En el hinduismo, en las escuelas de yoga y vedanta, la meditación es parte de dos de las seis ramas de la filosofía hindú. En la práctica budista Theravada, la meditación involucra tanto técnicas conocidas como Samatha y Vipassana, así como el desarrollo de la bondad y el “conocimiento superior”.

Técnicas para meditar

Las técnicas de aproximación a la meditación varían desde las que se basan en observar la respiración, en visualizar algún pensamiento positivo o imagen inspiradora, enfocar algún objeto o imagen (como un mandala), las invocaciones, hasta las que se basan en tipos de compleja “alquimia espiritual”. También están las meditaciones sin objeto, desenfocando la tensión mental. Además de lo descrito más arriba sobre el pensamiento en la meditación, durante ésta pueden dejarse fluir libremente las imágenes mentales, sean claras o confusas, como cuando se está a punto de conciliar el sueño. También se puede dejar fluir las sensaciones, emociones, impulsos y energías corporales, normalmente sin intervenir en ellas pero sin dejarse llevar o enredar, de manera que muestran finalmente una tendencia a reordenarse por sí solas; aunque existen métodos de reflexión y técnicas de concentración en que la conciencia las puede manejar.

Beneficios de la Meditación

  • Según una nueva investigación del Hospital General de Massachusetts (Estados Unidos), la meditación tiene efectos beneficiosos a muy corto plazo en el cerebro, ya que ocho semanas de práctica son suficientes para generar cambios visibles en ciertas regiones relacionadas a la memoria, la auto-conciencia, la compasión y el stress.

Efectos de la meditación

  • Mejora la salud en general
  • Protege el sistema inmunológico, favoreciendo una recuperación más rápida de cualquier enfermedad o lesión y reduciendo los factores de riesgo de que se produzcan (accidentes cerebrales, enfermedades cardiovasculares, diabetes, enfermedades neurológicas…)
  • Reduce la tensión alta o hipertensión y la aterosclerosis
  • Reducción y gestión del estrés, la ansiedad, la preocupación y la depresión (está demostrado que las personas que meditan tienen los niveles de cortisol -la hormona del estrés– significativamente más bajos que las personas que no lo hacen).
  • Ralentiza el proceso de envejecimiento, favoreciendo la juventud tanto física como mental y el envejecimiento saludable (estudios científicos certifican que las personas que meditan tienen los niveles de DHEA significativamente más altos que los que no meditan).
  • Contribuye a la pérdida de peso natural y a  la gestión del peso
  • Fortalece nuestra salud mental y la resistencia emocional
  • Ayuda en la gestión del dolor crónico y la potencial reducción del dolor
  • Facilita el sueño y mejora la calidad del sueño (está científicamente probado que los meditadores tienen niveles significativamente más altos de melatonina en su organismo).
  • Contribuye a la gestión (física, mental y emocional) de las condiciones y enfermedades a largo plazo como el cáncer
  • Reduce las migrañas y dolores de cabeza
  • Mejora la respiración, contribuyendo a reducir enfermedades como el asma
  • Elimina muchos de los síntomas del Síndrome Premenstrual (PMS)
  • Ayuda a controlar las hormonas durante el periodo de menopausia
  • Puede incrementar la fertilidad y contribuye a tener un embarazo y un parto saludable
  •  

Que pasa en el cerebro cuando medito

  • Gracias a la tecnología moderna, los científicos pueden ver a través de un escáner(resonancia magnética funcional) lo que está ocurriendo en nuestro cerebro cuando meditamos. Algo similar a cómo los médicos evalúan tus huesos en una radiografía.
  • Cuando meditamos, nuestro cerebro deja de procesar información tan activamentecomo lo haría normalmente.

Cuando meditas, es como si dejarás de usar tu computadora y se activara el protector de pantalla

  • Empezamos a mostrar una disminución de las “ondas beta”, que indican que nuestros cerebros procesan la información.  Incluso después de una sola sesión de meditación de 20 minutos si nunca hemos intentado antes.

Estudios científicos

  • La introspección profunda y calculada parece tener efectos claros sobre el cerebro. Las personas que practican con frecuencia la meditación son capaces de «apagar» las áreas del cerebro relacionadas con soñar despierto y las divagaciones, así como con trastornos psiquiátricos como el autismo y la esquizofrenia, según investigadores de la Universidad de Yale que han realizado un estudio a partir de imágenes cerebrales.
  • La capacidad de la meditación para ayudar a las personas a mantenerse concentrado en el momento se ha asociado con el aumento de la felicidad, señala Judson A. Brewer, profesor de psiquiatría y autor principal del estudio, publicado en la revista Proceedings de la Academia Nacional de Ciencias de EE.UU.
  • Descubrieron que los individuos experimentados mostraban una disminución de la actividad en las áreas del cerebro implicadas en los despistes y trastornos como el déficit de atención, ansiedad y el trastorno de hiperactividad, e incluso la acumulación de placas beta-amiloide en la enfermedad de Alzheimer.
  • El análisis también demostró que cuando la red de modo predeterminado estaba activa -es decir, en estado normal, cuando no hay meditación-, las regiones del cerebro asociadas con el control cognitivo se activaban en los acostumbrados a cavilar, pero no en los novatos. Esto puede indicar quelos aficionados a la meditación están en constante vigilancia y suprimen la aparición del «yo» en los pensamientos o las divagaciones. En las formas patológicas, estos estados están asociados con enfermedades como el autismo y la esquizofrenia.
  • Las personas que practican meditación con frecuencia y consumen psicofármacos, para la depresión, el insomnio o la ansiedad, podrán disminuirlos gradualmente hasta incluso, abandonarlos por completo.
  • Estudios preliminares apuntan a que la meditación y el mindfullness pueden enlentecer el envejecimiento celular debido a sus efectos sobre los telómeros de los cromosomas. La reducción en los sentimientos de amenaza y los pensamientos rumiativos hacen que se reduzca la activación del eje hipotálamo hipofisario adrenal y se genere una activació-aurunsal positivo ….si, es posible que meditar nos rejuvenezca o nos haga envejecer más lentamente.
  • En mujeres con cáncer de mama, un programa de mindfullness, mostró proteger la reducción de los telómeros respecto al grupo control sometido a terapia grupal de expresión emocional que no consiguió el efecto . También ha mostrado reducir los marcadores proinflamatorios en este tipo de pacientes.
  • En profesionales de la salud, mostró una disminución del burnout y de la alteración emocional, con una mejora en la empatía y en la conciencia plena, fomentando actitudes hacia el autocuidado

COMO PRACTICAR LA MEDITACIÓN

Se puede meditar de muchas y variadas maneras:

Podemos acudir a un centro de meditación, un dojo zen ,una iglesia, podemos salir a la naturaleza, a un bosque o en la playa. O podemos hacerla en nuestro domicilio. El lugar en si no importa tanto como las tres calves que debemos tener en cuenta.

La postura, la concentración y el control de la respiración.

Posiciones para sentarse a meditar básicas

Lo más importante es mantener la espina dorsal recta y estar alerta.

Si tiene una herida o carece de flexibilidad en las caderas o rodillas, elija la más apropiada posición sentada para usted. Tenga en cuenta que mantendrá la misma posición por largos periodos de tiempo y lo que puede resultar cómodo ahora quizás sea incomodo en 10 minutos.

Algunas personas piensan que necesitan estar en la posición de “Loto Completo” para ser capaz de meditar. La “posición de loto” es una posición simbólica para un yogi, porque esta representa la flor de loto. Sin embargo, no hay necesidad de utilizar la más difícil de las posiciones. De hecho en la “posición de Loto” es mas difícil mantener las llaves, bhandas. La mayoría de las personas que meditan desde hace tiempo utilizan la “posición sencilla”.

No es recomendable que se tumbes en el suelo porque esto hace más difícil mantenerse despierto. La mente pronto vagara de esta manera.

Puede sentarse contra una pared, pero esto debe ser solo hecho al principio. No es aconsejable que dependa de algo.

La posición de la silla es siempre una buena elección para personas con problemas en las articulaciones. Elija una silla firme para evitar doblar la espina dorsal. Manténga las piernas sin cruzar y la planta de los pies en el suelo.

Los cojines pueden ser una gran ayuda porque sitúan las caderas altas, aliviando la tensión de las rodillas. Diferentes tipos de Yoga usan diferentes tipos de mantas o cojines. En general, el revestimiento tiene que ser firme. No demasiado rígido pero tampoco demasiado blando.

Contra menos se mueva más concentración conseguirá. Al comienzo debería empezar con pequeños periodos de tiempo como 3 minutos, 7 minutos, 11 minutos y luego ir subiendo a partir de ahí. No tiene sentido en que se haga daño. La meditación debe permanecer como un acto de placer.

Nuestra respiración debe de ser tranquila y consciente, notando como entra el aire frio en nuestros pulmones y como sale cálido. Debe de ser constante y profunda.

Podemos centrar nuestra mirada en un punto, una vela , o bien cerrar lo ojos.

Si nos apetece podemos poner música suave, sonidos de campanas o de la naturaleza.

La luz si estamos en casa procuraremos que sea tenue y la práctica a ser posible la haremos por la mañana , o por la noche antes de dormir. Ya que normalmente suelen ser los momentos de más tranquilidad y silencio.

Recuerdo, para meditar hay que ser constantes, y para que cause efecto , tenemos que meditar como mínimo 21 días seguidos,. Ya que según estudios científicos, es el periodo en el que nuestro cerebro asume una rutina como un hábito y ya queda implantado.

José Carlos Escalera