Nuevos Chakras

Los nuevos chakras


Los nuevos chakras, también llamados los antiguos, ya existieron en la envoltura física del alma. Era en la época en que llevabais la luz, en la que dominabais totalmente la materia, la época en la que el alma, el cuerpo y el planeta vibraban, todos juntos, totalmente, en la 6' y la 7a dimensión.
Esas dimensiones eran vividas por el planeta entero. Era la época en que erais hombres-dioses, mujeres-diosas. Era la época del estado de transmutación, en la que la transmutación era el estado planetario. ¡Recordadlo! Ampliad vuestra conciencia en la verticalidad.
Esos chakras permitían el equilibrio entre la verticalidad y la horizontalidad, trayendo una mayor integración de la cruz (de la espada) de la transmutación. Eso, en la 6' y la 7a dimensión, en la verticalidad y en la horizontalidad, en el equilibrio perfecto de todos los chakras.

Funciones


Ahora, dado que no sólo estáis en mutación en el planeta Tierra, sino que también estáis en «transmutación», y que elegís vivir tambien la mutación del código genético del ADN en la evolución de la raza así como la transmutación de ese cuerpo, Se desarrolla otra estructura de vuestras raíces, celestes, por encima de vuestra cabeza, enraizada en el cráneo.
Esta otra estructura está alimentada por ese nuevo chakra que se está desarrollando en el cuerpo calloso, entre los dos hemisferios del cerebro. Cuando ese chakra se despierta por la fuerza de la kundalini y la fuerza de la energía espiritual que os habitan, desde vuestra corona y de vuestras raíces celestes se desarrolla una nueva estructura energética que ayuda vuestra alma a establecer comunicación con otros planos de conciencia que os, permiten servir aquí y en otros lugares. Esta estructura se parece, en algunos, a esos sombreros muy estilizados que habéis llevado en diversas encarnaciones. Esos sombreros no eran producto de la casualidad. Estaban construidos según la representación exacta de las estructuras energéticas que llevabais y que lleváis todavía  en este momentos, (no tenéis mas que contemplar los diferentes
dioses del Antiguo y del  Nuevo Egipto).
Algunos Seres, algunos maestros, pueden iniciar el desarrollo de este nuevo chakra. Sin embargo, este chakra no necesita  una iniciación interna se puede despertarse; se puede despertar con una auto iniciación.
El desarrollo de este nuevo chakra, entre los dos hemisferios del cerebro, permite la union del yin y del yang, la fusión de los hemisferios en una sola y única función, la comunión profunda, la canalización, la capacidad para vosotros de recibir, aún con mayor intensidad, el mensaje que proviene de vuestros hermanos y hermanas de luz de las otras dimensiones y de los otros planetas.

Así, esta nueva estructura se eleva más allá de la corona y envuelve la corona. No hablamos del canal desarrollado por los médium; esto es otra cosa. Esta nueva estructura que lleváis ahora os permite recibir una estructura neutra implantada (implante neutro) y una estructura luminosa implantada (implante de luz) que vendrían a energetizar vuestros chakras y a armonizar, estimular los nuevos chakras. Nueva Era, Era Antigua, no hay separación. Estos chakras fueron ahogados, adormecidos por el coma terrestre, en la mutación de las dimensiones inferiores y en el descenso de la raza humana sobre el planeta Tierra.
Sin embargo, la energía de esos chakras es una energía que existe, no hay separación. Esa es siempre la misma energía y esos chakras están unidos a la sexta dimensión. La sexta dimensión aún no se ha instalado a escala planetaria. Por regla general, podríamos decir que los antiguos chakras se despiertan cuando el alma deja la tercera dimensión. Así, cuanto más se alinean el alma y la personalidad en el camino de la autenticidad y en el camino del objetivo de la encarnación, más pueden abrirse esos chakras, desarrollarse y ocupar su lugar en la nueva estructura.
Esta nueva estructura permitirá la comunicación con la kundalini de la Tierra, esa energía, ese magma en la profundidad, que se reunirá con la Intra-Tierra. Así, estáis en comu­nión con los tres mundos: la Intra-Tierra, la Tierra el Más Allá de la Tierra. Encontraréis la descripción de estos tres mundos en todas las civilizaciones que han habitado la Tierra.
Recordad vuestras vidas de maestro en las que erais capa­ces de reconocer la energía de los tres mundos y, de fusionar esta energía en vosotros.

No os transmitimos los nombres de estos nuevos chakras, por ahora. Sin embargo, el objetivo mas  importante de estos chakras  que se san despenando cada vez más es ayudar al
planeta a alcanzar el estado de transmutación que esta í por
venir, a ayudar a muchos  de vosotros a dirigirse hacia  este despertar de la conciencia ayudaros a alcalizar el paso del milenio y, sobre todo ayudaros integrarlo.
Así, es0s chakras encontrarán su propia función. Van  despertarse de nuevo para integrar y equilibrar correctamente la 6ª dimensión en el planeta Tierra. Esta dimensión existe cada vez más en algunos lugares, y, será sostenida  por seres que pronto crearán grupos.

 

Localización

Vais a empezar  a nivel de la base. Hay un chakra importante localizado entre los tobillos y las rodillas, aproximadamente  a la altura del tendón de Aquiles.  Este punto es un punto de energía vital reconocido por la medicina china. Sin embargo, está relacionado con un chakra antiguo que se está despertando. Hay tambien otro punto muy preciso entre  la rodilla y, el chakra de la base, en la base del triangulo creado por el pliegue de la ingle. No tenéis más que contemplar la anatomía femenina o masculina para descubrir esos triángulos en el interior de cada uno de los muslos. Este chakra antiguo está también relacionado con un punto de energía vital del chakra de la base, relacionado con la fuerza de vida base, con la energía kundalínica primera, la fuerza denomi­nada sexual.
Hay un centro entre la base y el hara, localizado también en otro punto de energía vital muy importante, que creemos que es conocido por las medicinas china y ayurvédica, un punto de energía que también es muy importante para el tan­trismo. Está a medio camino entre el hueso púbico y el om­bligo. Este chakra sostiene la energía de la base en relación con el hara. Este chakra está unido a la punta de un triángu­lo invertido. Está también relacionado con el tendón de Aqui­les. Sostiene la fuerza de enraizamiento de las piernas.
Hay, a algunos centímetros bajo el pezón, dos chakras, unidos en ángulo con el plexo, asociados a puntos de energía reconocidos por la medicina antigua. Están ligeramente en retraso respecto a su desarrollo. Estos chakras son chakras muy poderosos. Están unidos a una estructura energética que, cuando vuelva a desarrollarse, ayudará al ser humano a insta­larse en la 6a dimensión.
Hay el corazón espiritual, que equilibra la horizontalidad de los tres corazones: la fuerza del corazón físico y la sanación de sus heridas, el corazón kármico y la sanación de la herida de la encarnación, y el corazón espiritual y la sanación de la relación con los planos superiores. Esto permite a la horizon­talidad abrirse a la compasión, al amor, al reparto y al equili­brio de la verticalidad.
Hay el chakra lunar, que no es muy conocido. Esta puerta posterior de la conciencia es también un chakra antiguo; co­brará cada vez mayor fuerza en el desarrollo del estado de trans­mutación, allí donde los ADN se fusionarán, ADN celeste y ADN terrestre. Este chakra lunar alimenta la fusión del yin y del yang.

Permite que el ser no sea ni hombre ni mujer, sino más bien yin y yang unidos. Permite que la armonización de los hemisfe­rios cerebrales se instale en profundidad. Permite que la con­ciencia intensifique su fuerza, no sólo con el desarrollo de las capacidades psíquicas, sino también con su capacidad de unir­se a la fuerza de vida, alojada en la columna vertebral. Así, el chakra lunar enraíza el tercer ojo, el equilibrio, la fusión de los dos cerebros, el nacimiento del cerebro antiguo.
Encontráis, a nivel del chakra lunar, gracias a la compren­sión que aporta el cerebro antiguo, otra horizontalidad que se abre a la comprensión de la Tierra en el desarrollo del plane­ta. Existe también este antiguo/nuevo chakra, localizado en el cuerpo calloso, que abre alinea la verticalidad para que permita el descenso de la  6ª dimensión en el planeta Tierra.
Hay aun otros chakras antiguos que están localizados en los chakras inferiores de los pies y en los chakras superiores. Es muy fácil localizarlos. Estos chakras están ahí simplemente para enraizar correctamente la fusión de los tres mundos, la lntra-tierra, la Tierra y el Más Allá. Estamos simplificando.
Los nuevos chakras tienen  más o menos la misma configu­ración, la misma estructura, el mismo color, la misma forma en el vórtice que los chakras que conocéis. Un chakra es un chakra. Tienen varios vórtices y están relacionados con los otros chakras descritos en estas enseñanzas.
En algunos, estos nuevos/antiguos centros de energía están profundamente dormidos; en otros, se despiertan con fuerza. Si no están despiertos, su estructura no puede instalarse. Pero hay un cierto nivel de estructura que ya existe. En el momento en que estos chakras estén situados en su lugar, permitirán un mayor desarrollo del cuerpo humano, de los cuerpos sutiles y del capullo de luz. Se instalará entonces un desarrollo más so­fisticado, que permitirá al ser humano evolucionar en el plane­ta Tierra a través de varias dimensiones no accesibles actual­mente en la encarnación terrestre. Sin embargo, este impulso de evolución, estos grandes cambios en el cuerpo humano, no llegarán a su madurez mientras la sexta dimensión no esté to­talmente instalada en el planeta Tierra.
Los nuevos/antiguos chakras están, pues, esperando la 6ª, dimensión, que traerá estructuras muy específicas que permi­tirán al individuo evolucionar con el cuerpo físico y todas sus células, con la fusión de los ADN, en universos que permiti­rán la libre circulación de la energía del amor del prana.
Seréis testimonio de que, el año 2010, los chakras serán más sólidos., sin embargo, eso dependerá de la evolución de vuestro planeta. Os podemos decir que hay grandes posibili­dades de que en el año 2060 las estructuras va estén totalmente en su sitio en la Tierra. No obstante, la 6ª dimensión  ya está aquí, hablamos de la posibilidad de que la masa de almas encarnadas pueda vivirla.
Transformaciones
Para que el alma encarnada pueda vivir esta transformación, hace falta que  haya dejado la tercera dimensión y que haya hecho, con su personalidad, una elección consciente de evo­lución más allá de la masa terrestre, lo que conllevará una gran desintoxicación.
Cuanto más se alinean los chakras con su función, más se despiertan, se reequilibran y se armonizan.